Noticias

 

El concurso de fotografía “Gautegiz Arteaga 2016” ya tiene ganadores: Eneko Ibarguengoitia, Fernando Malaxeetxebarria y Aitzol Cortijo. Las fotografías ganadoras, junto con otras 10 fotografías seleccionadas, se incluirán en el calendario municipal para 2016.

El Ayuntamiento de Gautegiz Arteaga reparte todos los años entre sus vecinos y vecinas un calendario municipal, y el próximo almanaque, correspondiente a 2016, tendrá el aliciente de estar ilustrado con imágenes seleccionadas del concurso de fotografía organizado por el Ayuntamiento “Gautegiz Arteaga 2016”.

De entre todas las presentadas, se han seleccionado 13 fotografías finalistas, una para la portada del calendario y las 12 restantes para ilustrar cada uno de los meses del año. Respecto a los premios, además de la propia inclusión de la fotografía en el calendario, el ganador, Eneko Ibarguengoitia, se llevará 200 euros y la publicación de su fotografía en la portada del calendario; el segundo premio, para Fernando Malaxetxebarria, se llevará 150 euros; y el tercer premio, para Aitzol Cortijo, será de 100 euros. Las otras fotografías seleccionadas que se incluirán en el calendario serán las presentadas por: Maite Gorrotxategi, Orlando Bollar, Aitzibier Robredo, Pilar Mintegia, Josu Lejido Goti, Josean López, Aitor Legaresti y Julene Mendiola.
"Me gustaría agradecer a todos los vecinos y vecinas que han participado en el concurso porque esto demuestra nuestra implicación y amor por nuestro pueblo. Entre todos hacemos Gautegiz Arteaga y reflejar sus encantos y rincones únicos es también una oportunidad de colaborar en difundir la imagen del municipio", destaca el Alcalde de Gautegiz Arteaga, Juan Felix Naberán.
La fotografía ganadora muestra un paisaje de ensueño a pie de marisma, con una txalupa en imagen. La segunda fotografía es referente al molino de mareas de Ozollo y la tercera muestra una antigua fuente.
Los trabajos presentados no podían haber sido publicados previamente en revistas, periódicos o libros impresos u on line. La temática de las fotografías ha sido libre pero todas debían reflejar algún motivo del pueblo.